Buscar:

martes, 14 de octubre de 2014

REFLEJO

Me miro en el espejo y mis ojos son una prolongación de los tuyos; un torrente de belleza y sentimiento, al igual que aquel primer momento en el cual desnudé al completo mi corazón, sin mayor complejo que sentir tu vida enlazada con la mía, desbordando amor hasta el infinito.

Me miro en el espejo y veo a un hombre dichoso, aunque torpe e inexperto en ese arte llamado amor.