Buscar:

martes, 4 de junio de 2013

SIEMBRA EN VENUS



Me fundo en tus brazos,
y entonces nos quemamos.

Me miras con una sonrisa,
la misma que yo te ofrezco,
un apasionado beso me regalas,
y con mi orgullo, perezco.

Renazco entre tu monte,
virgen y cálido terreno,
el cual me dio de comer,
el que vivir me ha enseñado.
Ahora marcho de tu Venus,
mis besos en ti he sembrado.

Que no merme nuestro calor,
nuestra fuente de energía,
sin tus besos en mi boca,
no hay gozo, ni alegría.

Sembré mis labios en tu terreno,
quizá mañana, cosechemos algo bueno.