Buscar:

martes, 16 de abril de 2013

«SE LLAMABA FELICIDAD»


Era preciosa. Alegre como un día cualquiera en la Fiesta de Abril. Sevilla era su ciudad. Aunque no se llamaba Rosa, era tan bella como la flor. Un día la perdí y todavía sigo buscándola. Se llamaba Felicidad.