Buscar:

lunes, 9 de enero de 2012

TÚ SÍ QUE VALES 2011







Son varios los programas de Tú sí que vales los que me he tragado en las últimas semanas. Me agrada ver el espectáculo que ofrece la gente que nos intentan hacer disfrutar con sus dones o ese talento que tienen oculto y que por vergüenza o pudor a su exhibición en público dejaron en lo más recóndito de su cajón.

Disfruto ver a la gente cantar, bailar, intentar hacer reír o simplemente sorprender a la gente con algún absurdo juego pero que capta la atención del espectador.

Paso ratos agradables junto a la caja tonta disfrutando de tanta variedad. Ahora bien, se me encoge el corazón cuando por culpa de una falla en el filtraje de artistas, aparecen en el escenario gente que a pesar de poner empeño en lo que hacen, no tienen cualidades artísticas y acaban siendo mofa por parte del público y del jurado. ¿Vale la pena capturar audiencia a base de hundir y humillar públicamente a estos personajes? Por mi parte considero que se debería de poner en práctica un código ético y profesional a la hora de seleccionar a los artistas, pues siempre se acaba haciendo la tarea más sencilla que es exhibir a alguien públicamente para que sea emocionalmente linchado y así dar más curiosidad al show.

Por otro lado, resulta ridículo ver como el jurado profesional (la voz cantante del grupo la lleva Risto Mejide) entra al trapo en este sucio juego y no les basta con simplemente el decir TÚ NO VALES o GRACIAS POR HABER VENIDO, sino que algunos de ellos, aprovechan la libertad que la dirección les concede para enredarse en un sinfín de descalificaciones contra esa gente que simplemente ha querido hacernos pasar un buen rato.

Más patético resulta ver al presentador haciéndole la cama al jurado. Personalmente considero que es la peor temporada de este popular show. Para mí… ¡VOSOTROS NO VALÉIS!